jueves, septiembre 23, 2021
InicioPlanesquiNieve¿Conoces los distintos tipos de nieve?

¿Conoces los distintos tipos de nieve?

¿Alguna vez has oído decir que los esquimales tienen más de 40 palabras para los distintos tipos de nieve? Eso es porque nuestro lenguaje se adapta a nuestra cultura y forma de vida, para ellos resulta fundamental distinguir entre aquella nieve que es buena para construir, la que es más resbaladiza y puede provocar caídas al andar, en la que pueden encontrar alimentos etc.

En el caso de los apasionados de los deportes de invierno distinguimos también varios tipos, no tantos como los esquimales pero si sois habituales en las pistas seguro que sabéis que no toda la nieve es igual de buena para esquiar y que dependiendo del tipo de nieve que nos encontremos, el comportamiento de nuestras tablas será distinto.

Vamos a explicaros un poco en qué consiste cada tipo de nieve para que cuando leáis algún parte de nieve sepáis lo que os vais a encontrar.

La mejor es la nieve polvo

Se caracteriza por ser una nieve suelta y permite deslizarse por ella con rapidez. Al esquiar sobre ella aparecen las “nubes de polvo” que le dan nombre. Es una nieve muy buena porque sujeta firmemente al esquiador y porque, las caídas suelen ser menos complicadas que otras ya que este tipo de nieve amortigua los golpes. Esto no sólo evita dolor sino que el riesgo de lesionare es menor. Con terreno trabajado es perfecta para todos los esquiadores independientemente de su experiencia. Resulta relativamente sencillo controlar la velocidad, los giros y las frenadas.

Nieve polvo-dura

Es una de las nieves más comunes en cualquier estación de esquí. Se trata de una base compacta de nieve sobre la cual hay una capa más delgada de nieve polvo. Es frecuente en las pistas de esquí donde la base compacta se crea con máquinas pisanieves. Fuera de las pistas se produce cuando cae una nevada débil sobre una capa muy estable.

Nieve dura

Es una nieve más asentada en el terreno y resistente. Se trata de una nieve peligrosa porque potencia la velocidad de los esquís y, por ello, hay que ser cuidadoso en las pistas con gran pendiente. Este tipo de nieve es ideal para los esquiadores expertos que buscan sentir la velocidad. Los novatos deben ser cautos ya que pueden encontrar complicaciones  a la hora de frenar. Esta nieve se suele producir cuando la nieve se funde y se vuelve a congelar.

Nieve húmeda

Se produce al mezclarse nieve con agua por la lluvia u otro motivo. El agua se apelmaza haciéndola menos esquiable. Es peligrosa porque puede provocar que los esquís se frenen de golpe y queden encajados pudiendo provocarse aparatosas caídas y lesiones.

Nieve primavera

Similar a la nieve húmeda, se forma en torno al mediodía al acercarse esta estación. Los rayos de sol hacen que la nieve se encuentre en un estado fundente y sea más cansada y difícil de esquiar al quedarse encajados los esquís.

Y tú ¿Te has encontrado ya con todos estos tipos de nieve?

Dejar respuesta

Por favor dejar tu comentario!
Por favor coloca tu nombre

spot_img

Más Populares.

Comentarios recientes.