miércoles, septiembre 28, 2022
InicioPlanesquiCuriosidades y consejosEsquí acuático: la unión entre el esquí y el surf

Esquí acuático: la unión entre el esquí y el surf

 

 

Cuando estamos fuera de temporada de nieve, el cuerpo pide emoción de alguna forma y este deporte es una buena alternativa.

Ideal para los amantes del mar, pero no apto para cualquiera: se requiere un entrenamiento previo y buena forma física. Lo más importante: resistencia, reflejos y equilibrio.

El esquí acuático, también conocido como esquí náutico, es uno de los deportes más divertidos que aportan una gran dosis de adrenalina. El esquiador se agarra a una cuerda (con una o dos manos, depende del nivel y la confianza) que va enganchada a una lancha motora. Esta lancha puede alcanzar velocidades realmente excitantes para el cuerpo humano.

Aunque esta actividad la inventó Ralph Samuel en 1922, pasaron muchos años con sus evidentes avances hasta que se puso de moda: en 1950 ya se contaba con lanchas más potentes, materiales más seguros y trajes de neopreno resistentes.

Los esquís que se usan son similares a los de la nieve, y con ellos te deslizas por el agua arrastrado por la velocidad de la lancha.

Esto es lo básico, aunque también hay variantes. En lugar de esquís puedes usar una tabla, en la modalidad llamada Wakeboard, que sería el equivalente al surf o al snowboard.

También puedes optar por hacerlo descalzo y sentir el deslizamiento sobre los pies. Como curiosidad, existe un récord mundial de velocidad en esta modalidad, ni más ni menos que ¡246 km/h! En lugar de una lancha fue un helicóptero lo que arrastró al esquiador mexicano Fernando Reina.

Ya sean esquís, tabla o tus pies, la diversión está asegurada. Siempre sin soltar la cuerda, puedes hacer figuras acrobáticas, modo eslalon, saltos, giros… Cuanto más practiques, más controlarás el equilibrio sobre el agua.

¿Te animas a probarlo?

Dejar respuesta

Por favor dejar tu comentario!
Por favor coloca tu nombre

spot_img

Más Populares.

Comentarios recientes.